Por qué necesitas hacer senderismo

Print
Por qué necesitas hacer senderismo

Hay un montón de buenas razones para hacer senderismo.

Si quieres nuevas emociones, necesitas perder peso o buscas una buena actividad gratuita que se practique con la familia o los amigos, no dudes en probar el senderismo, ya que tiene enormes efectos beneficiosos para la salud. Echa un vistazo a mis cinco razones principales para hacer senderismo.

1. Mejora la función cardiovascular

El ejercicio de intensidad entre leve y moderada está relacionado con una mejora de la capacidad pulmonar y de la función cardíaca.

2. Mejora el equilibrio y la coordinación

El terreno accidentado y variado de la mayoría de las rutas de senderismo obliga al cuerpo a estabilizarse, gracias a lo cual mejora el equilibrio y la coordinación con el tiempo.

3. Mejora de la aptitud mental

Dedicar tiempo al ocio dejando al margen el ajetreo diario y disfrutar del aire libre puede aliviar el estrés, mientras que el estímulo de disfrutar de la naturaleza, con sus vistas, olores y texturas, puede hacernos más activos mentalmente.

4. Diversión

El descubrimiento de nuevas rutas y los espacios abiertos tienen algo especial que resulta divertido y nos permite olvidarte de las preocupaciones para conectar con los amigos; además, una actividad como el senderismo puede mejorar el estado de ánimo.

Siempre con espíritu de deportista...

Puedes hacer una ruta senderista tranquilamente y disfrutar de los parajes que recorras, charlar con un amigo o soñar despierto mientras contemplas la naturaleza, pero sabes que tengo que darte la opción de sacar al caminante animado y aventurero que llevas dentro, aumentar la velocidad y quemar un montón de calorías.

Mis cuatro consejos para sacar un mayor partido de las rutas de senderismo

1. Ritmo

Sube el ritmo y prueba el trail running para aumentar la intensidad del ejercicio. Si no estás listo para correr, procura ir alternando entre caminar y trotar.

2. Pendiente

Cuanto más empinada es la cuesta, más esfuerzo físico se requiere. Dedica el tiempo necesario a buscar una ruta de senderismo que tenga pendiente para que suponga un reto.

3. Altitud

Entrenar a una altitud superior tiene muchos efectos beneficiosos para la salud y puede mejorar la forma física general. Sin embargo, debe aumentarse gradualmente.

4. Superficie

Cambia el tipo de superficie sobre la que caminas, empezando por rutas principalmente llanas y pasando poco a poco a superficies arenosas o rocosas. Caminar sobre terrenos abruptos fortalece los pequeños músculos y tendones de los pies que no solemos ejercitar.

Escrito por Samantha Clayton, AFFA, ISSA Samantha es Directora de Formación de Fitness en Herbalife.

 

es-ES | 15/02/2019 23:27:10 | NAMP2HLASPX01